Skip to main content

Dialogo final del Show de Truman

Hace ya semanas que quería poner el diálogo final de la película El Show de Truman, pero no había tenido tiempo.

Me gusta este diálogo porque muestra el dilema en que más de alguna vez en la vida se encuentra toda persona... el dilema de seguir estando en un lugar "seguro", entendiéndose este lugar seguro como un ambiente, un comportamiento, unos hábitos, etc....

Incluso hay tantas voces subjetivas y objetivas que me reclaman el quedarme en "mi zona de confort"....

Lo bonito es que fuera de esa zona de confort es donde verdaderamente encuentro la felicidad, la felicidad de la libertad, de una vida sin mentiras y desarrollando mis talentos al máximo, en servicio de los demás seres humanos, para hacer de este mundo un lugar mejor para todos, donde quiero procurar que todos encuentren su felicidad, sabiendo que esa felicidad aquí será la preparación para la siguiente fase (independiente de la religión de cada uno)...

Aquí dejo el díalogo final con las presiones que sufre Truman...

Christof
Te puedes ir si quieres. No trataré de detenerte. Pero no sobrevivirás allí afuera. Nos sabés que hacer, no sabés a donde ir.

Truman (refiriéndose a la foto de “su chica” que tiene)
Tengo un mapa

Christof
Truman, yo te he observado toda tu vida. He visto tus primeros pasos, tus primeras palabras, tu primer beso. Te conozco mejor que lo que tú te conoces. Tú no vas a salir por esa puerta.

Truman
Nunca tuviste una cámara dentro de mi cabeza.


Christof
Truman, allí [afuera] no hay más verdad que la que hay en el mundo que yo hice para ti, las mismas mentiras y engaños. Pero en mi mundo no tienes nada que temer.

Truman parece que piensa las posibilidades y considera las palabras de Christof… y mira la foto que tiene en sus manos…


Christof (se desespera)
Maldita sea, di algo. Estás frente a las cámaras en vivo para todo el mundo…

Truman duda. Quizás no podrá lograrlo.. La cámara lentamente se acerca a la cara de Truman…


Truman
Por si ya no los miro: buenas tardes y buenas noches.

Truman atraviesa la puerta y se va…. En busca de la felicidad… va con una gran sonrisa



Pueden ver en Youtube esta escena:


http://www.youtube.com/watch?v=R7nCUWLgl8o
Post a Comment

Popular posts from this blog

La fábula de los tres hermanos... y sus dos moralejas

Estaba oyendo una canción de Silvio Rodríguez, "La Fábula de los Tres Hermanos" y la letra es especialmente interesante.

La puedo esquematizar de la siguiente forma:


ActitudConsecuenciaDescripciónPrimer hermanoIba siempre viendo al suelo (esclavo de la precaución)Se encorvó y no llegó lejos con su corta vision. El hiper-precavidoSegundo hermanoIba siempre viendo al horizonteNo miraba el día a día y vivía cayéndose El idealista-soñadorTercer hermanoUna pupila llevaba arriba
y la otra en el andar.Mirada extraviada… ojo puesto en todo
ya ni sabe lo que ve.El controla-todo Pienso que la moraleja de esta fábula puede tener dos versiones:1) Moraleja pesimista: no importa la actitud que tomés... nunca vas a llegar a lo que te propongás.2) Moraleja realista: la vida es un balance, no podés ir solo de idealista ni tampoco solo vivir de precauciones, y una actitud mezclada tampoco es buena en el sentido de querer controlarlo todo....

El balance en la vida consistirá en que …

Háblame Señor

Ayer estaba en Misa (7pm) y oí una canción que siempre me ha gustado... se llama háblame señor, y la letra es la siguiente... tengo que conseguir un buen MP3 con estas canciones de Misa... ya he ido consiguiendo algunas...

Háblame, Señor (Canto)Yo siento, Señor, que tú me amas.
Yo siento, Señor que te puedo amar.
Háblame, Señor, que tu siervo escucha.
Háblame, )qué quieres de mí?
Señor, tú has sido grande para mí,
en el desierto de mi vida (háblame!Yo quiero estar dispuesto a todo,
toma mi ser, mi corazón es para ti.
Por eso canto tus maravillas, por eso canto tu amor....
Te alabo, Jesús, por tu gradeza,
mil gracias te doy por tu gran amor.
Heme aquí, Señor, para acompañarte.
Heme aquí, )qué quieres de mí?
Señor, tú has sido grande para mí,
en el desierto de mi vida (háblame!